AlbaCiencia

Órbita Laika: Ciencia en televisión

Para los que no lo sepáis: Órbita Laika es un programa de televisión de Divulgación Científica que se emite cada domingo a las 23.00 en La 2. Se pudo ver por primera vez el pasado Domingo, así que esta semana ha sido tanto visualizado como analizado por multitud de divulgadores a lo largo y ancho de la blogosfera hispana.

Antes de entrar en detalle me gustaría aclarar una cosa. Sólo se ha emitido el primer capítulo de todos los que están por venir. Debido a otras críticas que he leído parece que hacemos de los primeros sesenta minutos el análisis de lo que será el resto de la temporada. No hay que olvidar que es un programa que se graba capítulo a capítulo y que aunque la línea argumental a priori no vaya a cambiar, la capacidad de  corregir errores está ahí presente. Por este motivo yo voy a hablar de las sensaciones que me ha transmitido este episodio y concluiré lo que espero ver en las siguientes entregas.

Arrancamos con la presentación de Ángel Martín que guiará el programa en todo momento. No me gustó la forma que tuvo de abrir y presentar Órbita Laika, recurrió demasiadas veces a los tópicos que debemos romper para atraer a la audiencia hacia la Ciencia. No creo que sea buena idea llamar inútiles a todos aquellos que no tengan formación en el tema, ni dar a entender que alguien es muy listo porque sí la tiene. Ángel tuvo además un par de intervenciones posteriores donde cae en la broma fácil sobre los colectivos de “letras” y de la “E.S.O.”. Por favor ¿olvidamos que gran parte de los espectadores pertenecemos a alguno de esos grupos? Eso sí,  la canción que más tarde canta junto al teclado es realmente pegadiza y el toque de humor invita a seguir viendo Órbita Laika.

angel piano

Ángel en su canción inaugural

La invitada de este programa era Ana Morgade. De entrada la idea de traer un invitado diferente cada vez me encanta. Es una muy buena forma de hacer partícipe de  la divulgación a personajes famosos que por semejanza invitan a serlo también a la audiencia. Que en este capítulo la anfitriona sea una comunicadora televisiva ayuda además a universalizar el concepto de Divulgación. Ana estuvo muy receptiva, se mostró interesada en todo momento acerca de cada experimento, vídeo o actuación. Sinceramente no esperaba una actitud tan positiva por parte de una invitada aparentemente alejada de temas como los que se trataron.

Durante los diez primeros minutos no pasó realmente gran cosa. Un monólogo, una canción y la presentación de la invitada. Parecía que arrancábamos con tranquilidad y me faltaba materia.

Llegó la primera divulgadora de la noche, América Valenzuela. Su actuación fue breve y apuntaba a ser interesante. Lástima que fue interrumpida por el presentador varias veces, quien parecía tratar de sacarla de su guión. Demasiadas interjecciones y comentarios fuera de lugar hicieron que los que estábamos pendientes de América acabáramos por perdernos.

En un visto y no visto entró Antonio Martínez Ron. He leído ciertas críticas a Antonio porque su experimento se puede calificar de “sencillo”. Debo añadir que la ciencia no es prender fuego, cosas que explotan, multitud de colores ni humo cubriendo el plató.  En este caso el experimento era sencillo pero curioso y lo que trata de transmitir no es una idea tan extendida entre el público profano como creemos (no nos olvidemos: hay que divulgar para todo el mundo).  Nuevamente me toca dar un toque de atención a Ángel, que presentó a Antonio como alguien muy friki. Teniendo en cuenta que esta palabra todavía tiene connotaciones peyorativas en nuestro país no me parece para nada apropiado utilizarlo en un programa de ciencia. Se trata de abrirse a la audiencia no de darle la espalda ¿Cómo vamos a conseguirlo si no hablamos de ciencia como algo normal?

Luego llegaría José Cervera, con una explicación muy llamativa y de las que calan en los espectadores. La neurociencia es un filón divulgativo de consideración y comúnmente aparece en estos medios por lo que llevarla a Órbita Laika ha sido una jugada maravillosa.

Por fin llegaron las Matemáticas. Una breve intervención de Raúl Ibáñez en un supermercado comparando tres tipos distintos de ofertas y el tiempo en pasar por caja normal o caja rápida. A pesar de que se la ha acusado de hacer uso de una aritmética básica yo vengo a defender su rúbrica. Se trata de hacer divulgación para el gran público – no para científicos, tampoco para divulgadores – ¿de verdad es necesario ponerse a hacer integrales, diferenciales o transformadas para demostrar lo complicadas y útiles que pueden ser las mates? Lo importante es que ha sabido utilizar un recurso básico y asequible para resolver varios problemas cotidianos.

Clara Grima conduce la sección de ciencia en Youtube. Explicar los vídeos de esta inmensa red a la luz de la verdad científica es un acierto asegurado para el programa. Una manera de hacer la divulgación más accesible a cualquier persona que quiera discernir entre verdad y falacia. Clara además supo conducirlo de forma entretenida y rigurosa. Mantuvo a raya a Ángel en lo que respecta a sus intervenciones por lo que fue más llevadera su explicación. Su carisma, versatilidad y desparpajo le ayuda a acercarnos a los rincones más recónditos del gigante audiovisual para aplicar su juicio cientifista  y desenmascararnos toda la maquinaria que hay detrás de la cámara.

José Manuel junto al chef preparando un delicioso plato.

José Manuel junto al chef preparando un delicioso plato.

El prodigioso autor de Scientia, José Manuel López Nicolás, se mete entre fogones con un chef para explicarnos la ciencia de los aditivos. Lleva ya tiempo tratando de quitarnos el miedo del cuerpo a ciertos compuestos químicos que son totalmente infundados en la ignorancia pero para eso se necesita precisión informativa. Salvo la patinada del “esto sirve como anti-todo”, muy buena intervención.

Aitor Menta recién llegado del Famelab es introducido bajo una pésima presentación por parte de Ángel. Se estrenó con humor y nos dejó a todos con la boca abierta. Tal vez se echó de menos el monólogo completo y no sólo la canción que interpretó. Mucha gente que no haya oído hablar en la vida del Teorema de Fermat seguramente no siguiera la canción porque tampoco conoce la historia que gira alrededor del matemático leyenda.

Momento mate-estrella del Rock.

Momento mate-estrella del Rock.

Debo añadir que las animaciones son parte de Quantum Fracture por lo que el programa está realizado prácticamente en su totalidad por divulgadores y es algo que en España tenemos que celebrar: disponemos de profesionales con altas capacidades de comunicación científica.

Tendremos muchas desventajas, que si un Domingo a las once, que si en La 2, que si vino a sustituir a Punset en Redes… En fin, desde luego no tenemos un programa de ciencia en la franja horaria más vista de la parrilla pero sí disponemos de un programa de Divulgación en la televisión. Debemos estar muy contentos con la oportunidad – que por algo se empieza –

Asistimos a un momento de oro en la Divulgación de casa para poder llegar al gran público. Hemos visto como ha empezado pero no sabemos cómo acabará, ojalá sea el primer paso de una carrera de larga distancia…

One Thought on “Órbita Laika: Ciencia en televisión

  1. Pingback: Lo Mejor de la Semana (7-20 de diciembre) | Hablando de Ciencia | Artículos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


eight − = 4

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Post Navigation